La palabra empieza por un balbuceo, sigue con un aprendizaje, continua comunicándose, después se simplifica, se hace sencilla y vuelve al lugar de donde partió, al mismo Dios.

La palabra empieza por un balbuceo, sigue con un aprendizaje, continua comunicándose, después se simplifica, se hace sencilla y vuelve al lugar de donde partió, al mismo Dios. Show more

Publisher Website | On Android | On iTunes | Feed XML

Related: christianity religion-spirituality

Share: Share on Facebook Share on Twitter Share on Google Plus